Un préstamo de Moni para emprender

Usá un préstamo de Moni para emprender. Pequeña guía para iniciar un proyecto propio y el dinero necesario para ponerlo en marcha.

Iniciar un negocio no es tarea fácil, pero tampoco es imposible. ¿Tenés un proyecto archivado en un cajón? Quizás es hora de desempolvarlo y ponerte manos a la obra. También es probable que necesites generar más trabajo o quieras pasar a ser tu propio jefe. En cualquier caso, contar con un monto de dinero inicial, como un préstamo de Moni para emprender, es indispensable para arrancar y comenzar a girar la rueda.

Un préstamo de Moni para emprender puede ser el mejor puntapié para impulsar tu emprendimiento. Lo ideal es que puedas obtener este adelanto de forma rápida; que la cantidad de pesos se adapte a tus necesidades y posibilidades de devolución; y que puedas usarlo para lo que te convenga. Esta plata podría servir para comprar materia prima o mercadería; reformar tu casa o local; estudiar o especializarte para brindar un nuevo servicio; o lo que consideres más importante para empezar, de a acuerdo a tu plan de negocios o a tu idea.

Trazar un plan es sustancial:
1- Definí metas concretas. Te servirá hacerte preguntas como: ¿para qué te embarcas en este proyecto? ¿Qué querés conseguir? ¿Cuáles son los objetivos a corto y largo plazo?
2- Planificá una estrategia. Es momento de identificar las actividades principales de tu plan, orientadas a las metas que estableciste.
3- Precisá roles o contactos. Si trabajás con un equipo o grupo de personas asigná tareas y responsabilidades. O hacé una lista de todos los contactos que formarán parte del proyecto.
4- Asigná los recursos. Elaborá presupuestos para la inversión de tu dinero.
5- Ponete en marcha. ¡Para comenzar solo necesitás dar el primer paso!
6- Medí el éxito. ¿Qué considerás un triunfo en tu emprendimiento? Cuantificá cada logro y establecé hitos del proyecto. Cada vez que llegues a uno, revisá y valorá lo conseguido o repensá lo que haga falta.

¿Querés emprender pero no sabés qué hacer? ¿No se te ocurren ideas? ¡Atención!

Zona de confort
Movete de tu zona de confort. Desde un lugar de comodidad no hay motivación, ni incentivo para crear algo extraordinario. ¡Salí de allí, cambiá de perspectiva, estimulá tu creatividad y tu genio!

Habilidades y necesidades
Identificá tus habilidades y encontrá una necesidad por satisfacer. ¿Para qué sos bueno? ¿Qué precisa la gente de tu barrio/oficina/ciudad? Es importante ampliar tu visión y analizar las propuestas más viables, que sean acordes a tus aptitudes pero también a las demandas del mercado.

Educación y creatividad
Informate, estudiá, revisá cursos en Internet, tendencias en las redes sociales… ¡Todo puede servir para enriquecerte y despertar ideas nuevas! Pensá en diferenciarte, en innovar y ser creativo para destacarte con tu proyecto.

Si necesitás un préstamo de Moni para emprender para iniciar tu negocio, puedo darte hasta $ 20.000. Entrá en la web de Moni o descargá la app y consultá cuánto puedo prestarte y las condiciones para devolver el dinero. Mi adelanto tiene la ventaja de que es rápido y online, sin trámites ni papeleo. Lo solicitás en pocos clics y en minutos recibís la aprobación. Si está todo ok, te deposito la plata en el acto en tu cuenta bancaria. Así resolvés el primero de los desafíos a la hora de emprender: ¡conseguir financiación! Pedime y en el día disponé del efectivo para tus primeras compras o inversiones.

¿Los requisitos? Ser mayor de 18 años, tener una foto del DNI, algún tipo de ingreso y una cuenta bancaria a tu nombre. ¿Más ventajas? No aplicás -durante meses- en el banco para un crédito. No tenés que explicar para qué es el préstamo. Entonces, si vos cumplís conmigo, siempre podés volver a pedirme cuando lo necesites. ¡Moni te da una mano (y muchos pesos) para emprender!

Un préstamo de Moni para emprender

Un préstamo de Moni para emprender.

Un préstamo de Moni para emprender
5 (100%) 110 votos