Hacemos todo desde casa

Nueva normalidad: hacemos todo desde casa

Trabajar, comprar, pagar y todo desde el hogar, con la app de Moni

La “nueva normalidad” hace referencia a esta vida rara que tenemos ahora, en la que trasladamos todas nuestras actividades al hogar. Salimos lo menos posible de casa y la convertimos en oficina, escuela, patio de juegos, salón de cumpleaños, gimnasio y mucho más. Para eso, tuvimos que transformar los espacios y adaptarnos nosotros también. Lo que es seguro, es que la pandemia y el aislamiento cambiaron nuestra forma de trabajar, de comprar, de pagar, ¡y de vivir! Por eso Moni te ofrece un montón de herramientas para hacerte la vida más fácil.

Trabajar en casa
Lo primero que tuvimos que hacer es adaptar nuestro trabajo. Si tuviste la suerte de conservarlo y seguir laburando, es probable que hayas tenido que convertir algún espacio en oficina. La mesa del comedor, la cocina, un escritorio o un rincón cualquiera del hogar sirven hoy para la computadora, tus tareas y papeles. Llamados telefónicos, reuniones virtuales y trabajo a distancia en todas sus formas. Responder mails en pantuflas tiene sus ventajas… Pero el horario extendido, los niños alrededor con sus clases, la conexión fallida y los ingresos en baja no son tan divertidos. Si te falta una compu; te quedaste sin trabajo; tenés que pasar tu negocio al mundo online; o simplemente necesitás efectivo, puedo ayudarte con un préstamo personal.

Comprar online
Definitivamente, las compras online llegaron para quedarse. Buscamos y encontramos en Internet todo lo que hace falta: desde las compras del supermercado, la ropa y los regalos del Día de la Madre, hasta el Delivery de comida, los juguetes de los chicos y los remedios. Sí, ahora podemos salir a comprar. Pero pedir por Internet, pagar sin efectivo y recibirlo en casa se volvió una sana costumbre.
Entretenernos en el hogar también pasa por la web: ver películas y series en plataformas como Netflix es moneda corriente, pero se necesita una tarjeta para suscribirse en línea.

Para facilitarte estas tareas podés solicitar la MoniCard. Accediendo a tu cuenta de Moni -a través de la web o descargando la app en tu celular- pedís mi tarjeta de crédito virtual. Te la habilitamos en el momento y te sirve para hacer compras en la web o en comercios (con el plástico, que te llega a tu domicilio). Como es una tarjeta prepaga, tenés que cargar saldo en tu billetera virtual con tu tarjeta de débito o con un adelanto en cuotas de Moni. Todo en dos o tres clics, ¡sin moverte de tu casa!

Pagar sin efectivo
Si contás con poco cash (efectivo), no querés tocar el dinero o está ingresando mucho menos de lo que quisieras, también puedo ayudarte. Para las compras online y en cuotas, ya te hable de MoniCard: mi tarjeta de crédito virtual prepaga con muy pocos requisitos, disponibilidad inmediata y el respaldo de Mastercard. Si necesitás pagar tus facturas de servicios sin trasladarte, en la app de Moni tenés la opción “pagar cuentas”. Allí te da la posibilidad de abonar en el acto o financiar el pago y devolverlo el mes que viene o en cuotas. Una solución más para bancarte en cuarentena. También podés recargar saldo en tu celular o pedir un préstamo rápido y usarlo para lo que quieras.

Hacemos todo desde casa

Nueva normalidad. Hacemos todo desde cada. 

 

Nueva normalidad: hacemos todo desde casa
Califique la nota