Celebremos juntas el Día de la Mujer

Soluciones para mujeres, de una mujer que sabe lo que necesitás.

De mujer a mujer, decime: ¿qué harías ahora mismo con $ 60.000? Queda entre nosotras así que vale comprarse 30 pares de zapatos, invertirlos en un emprendimiento propio o hacerte un viajecito sola… Nadie te lee los pensamientos así que podés soñar con darte todos los gustos (y cumplir tus sueños si querés). Siendo un poco más realista, quizás sea buena idea usarlos para cancelar pequeñas deudas, hacer algún arreglo en la casa o comprar algo que estás necesitando hace tiempo (dije “necesitando”, no como los zapatos, ¡ja!). En realidad a mí no me importa lo que hagas con el dinero porque si me pedís un préstamo personal podés hacer lo que se te cante con esa plata. Y en el mes de la mujer, nadie mejor que vos para aprovecharla como te parezca.

Hablando del Día internacional de la Mujer te cuento que la ONU fijó la fecha en 2011 pero su historia arranca en Dinamarca en 1910. En la segunda Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, celebrada en Copenhague, con más de 100 mujeres de 17 países presentes, se decidió proclamar el Día Internacional de la Mujer Trabajadora. Años antes, en Estados Unidos, miles de trabajadoras textiles salieron a las calles de Nueva York a protestar por sus precarias condiciones laborales. Fue una de las primeras manifestaciones para luchar por los derechos de las mujeres y este episodio promovió distintos sucesos y movilizaciones que vinieron luego. Muchos derechos adquiridos desde entonces, ¡y muchos otros por hacer valer todavía!

Como mujer me encanta brindarles soluciones a otras mujeres. Miles de ellas recurren a Moni cada día y logran manejar mejor sus tiempos resolviendo todo en una aplicación. Allí encuentran herramientas que las ayudan en su vida cotidiana -cargada de responsabilidades-: pagan facturas; reponen saldo en el celular o en la tarjeta SUBE; me piden adelantos de dinero en efectivo con los que resuelven problemas frecuentes, le dan el puntapié inicial a sus proyectos o cumplen sus metas. Así que si todavía no te decidiste, ¡este es el momento! Pagá las facturas de servicios de forma online (y hasta sin dinero en el momento) y andá a tomarte un cafecito con tus amigas. Pedime un préstamo rápido y conseguí la independencia que estás buscando. Solicitá la nueva tarjeta prepaga MoniCard y accedé a todos los beneficios de Mastercard, aunque nunca hayas tenido una tarjeta de crédito.

Mis préstamos personales no son solo para mujeres. Pero nosotras hacemos malabares con las finanzas del hogar, las compras, la casa, el trabajo, los hijos. Vamos, venimos, planificamos, rehacemos, gestionamos, hablamos, movemos, concretamos… Así que estoy segura de que, si me pedís plata, vas a saber exprimirla. Para solicitar el adelanto en efectivo ingresá a la web de Moni o descargá la app en tu celular y registrate (si es la primera vez). En dos o tres clics aplicás para el préstamo y obtenés una respuesta en minutos. El proceso es totalmente online, sin trámites ni papeleo. Allí verás cuánto puedo prestarte y cómo tendrás que devolverlo. Sin letra chica, ni gastos ocultos. Recibís el dinero en el acto en tu cuenta bancaria. Si cumplís con lo pactado, cada vez que me pidas tendrás mejores beneficios. ¡Una para todas y todas para una! Contá con Moni y festejemos juntas en el mes de la mujer.

 

Celebremos juntas el Día de la Mujer

Celebremos juntas el Día de la Mujer

Celebremos juntas el Día de la Mujer
Califique la nota