Cómo ahorrar gas este invierno

Aplicá estos tips para controlar el consumo de gas y reducir tu factura. Si no podés pagar, contá con un préstamo de Moni.

Se viene el frío y, en estos tiempos de aumento de tarifas, controlar el consumo de gas se vuelve indispensable. No podés dejar de cocinar, ni de calefaccionar… pero si prestás atención a estos tips de cómo ahorrar gas este invierno vas a reducir el monto de tu factura.

Calefacción de gas
El consumo que más influye en la factura de gas es la calefacción. Por lo cual, si usás el gas natural para calentar tu hogar, es importante que apliques estos 10 consejos sobre cómo ahorrar gas este invierno:

  1. Prepará tus estufas para el invierno: revisá que funcionen bien, destapalas y dejalas a punto para que calienten correctamente y no consuman de más.
  2. Estando en casa, mantené la temperatura constante entre los 18°C y los 21°C. Si tus estufas no tienen termostato, podés medir el ambiente con un termómetro.
  3. Apagá las estufas solo si te vas por un período prolongado: volver a encenderlas y alcanzar una temperatura agradable supone un gran consumo. Si salís por pocas horas, dejalas en piloto.
  4. No cubras los radiadores; además de peligroso, insumirán más energía para calentar los ambientes.
  5. Calentá solo las habitaciones que están en uso
  6. No ventiles la casa más de 10 minutos. Este tiempo alcanza para renovar el aire sin perder el calor.
  7. Durante la noche, cerrá las persianas para evitar fugas. Si es necesario, agregá burletes.
  8. Cortinas y alfombras también protegen del frío y pueden suponer un ahorro del 25% en tu factura.
  9. Durante el día, dejá entrar el sol para ayudar a calentar.
  10. Si vas a renovar algún artefacto, comprá electrodomésticos clase A, que son los que menos consumen.

Cocinar de manera eficiente también disminuye el consumo de gas. Por ejemplo, tapá las ollas para alcanzar más rápido la temperatura deseada y reducir el tiempo de cocción. No abras el horno, salvo que sea indispensable, porque pierde calor. Usá el calor residual para terminar de cocinar.

Si aun así tu factura está por las nubes y necesitás un adelanto para poder pagarla, pedí un préstamo rápido en Moni. Puedo darte hasta $ 20.000, a devolver en 3 cuotas. Lo solicitás a través de la web o la app y -si recibís la aprobación- te deposito el dinero en el día en tu cuenta bancaria: sin trámites, ni papeleo, todo online. También podés pagar todas tus facturas de servicios en Moni y elegir financiar el saldo. Probá, ¡pedime!

Cómo ahorrar gas este invierno
5 (100%) 1 voto